• Isabel Bermejo

TERESA Y EL MAR


TERESA Y EL MAR


A Teresa Gómez


Sentadita frente al mar,

Teresa mira las olas.

¡No te despeines, Teresa,

que vienen las caracolas!

Con la brisa de la orilla,

Teresa cuenta las horas.

¡Abrígate bien, Teresa,

florecilla de amapola!

El mar le trae a Teresa

recuerdos que hacen cabriolas.

Y Teresa niña abraza

a Teresa grande y sola.

La bruma envuelve a Teresa

con su gran bata de cola.

Teresa duerme sus sueños

con la nana de las olas.

©Isabel Bermejo, 2020

11 vistas

Entradas Recientes

Ver todo

EL OJO

NO ESPERES